Cielo de La Palma - Abián San Gil - Landscape and Night photography

La Palma. El mejor cielo del mundo.

Los palmeros nos enorgullecemos por las mil maravillas que tenemos en nuestra isla. En los últimos años, gracias a la defensa por parte de varias instituciones y leyes que han sacado adelante para conservarlo, nos hemos dado cuenta que tenemos una muy valiosa que no se encuentra en lo terrenal, sino encima de nosotros mismos. Estoy hablando del maravilloso cielo que podemos observar cada noche simplemente alzando la vista hacia arriba.

Hace unos años, cuando era de esas personas que lo más alto que levantan la vista es para mirar hacia adelante y no chocarse con los demás por la calle, ni siquiera sabía que era eso de “perder el tiempo” mirando a las estrellas. ¿Vía Láctea? Quizás lo había escuchado en alguna clase de Conocimiento del Medio que pude tener en el colegio. No lo valoraba, pero porque no lo conocía.

La fotografía puede abrir muchos caminos, y a mi me llevó por este porque es el que realmente me apasiona. Desde hace mucho tiempo, este es mi proyecto más ambicioso: plasmar los paisajes de La Palma bajo las estrellas. Playas, montañas, mar de nubes, volcanes, la diversidad de nuestro Parque Nacional… Todos somos conscientes de lo que tenemos y lo mucho que debemos cuidarlo porque es infinitamente valioso. Yo simplemente me voy de aventura a disfrutar de la isla, y al mismo tiempo intento plasmar la belleza que recogen estos paisajes por la noche.



Desde casi lo más alto de la isla, muy cerca del Observatorio Astrofísico del Roque de Los Muchachos, tenemos unas vistas increíbles sobre el Parque Nacional de la Caldera de Taburiente. Los senderos que hay por la zona son transitables a pie durante la noche, aunque hay que conocer bien el terreno y sobretodo ir bien equipado. Recordar que estamos en las inmedaciones de un Parque Nacional, que cuenta con sus propias leyes de conservación y a pocos metros de muchos telescopios que trabajan durante la noche, por lo tanto es aconsejable pasar lo más desapercibido posible para no entorpecer a las personas que están realizando su trabajo y cumplir siempre con las normativas.



El Roque de Los Muchachos (arriba) se encuentra a 2.426 metros sobre el nivel del mar y es la cima de la isla, convirtiendo a La Palma en la segunda más alta del archipiélago. Su nombre se debe a que las formaciones rocosas parecen tres muchachos (personas), aunque a mi personalmente no se me parece demasiado.



Cuando las nubes cubren por completo el Parque Nacional, se forma un paisaje extraordinario, libre de contaminación lumínica para contemplar el cielo. Evidentemente se ven naranja las nubes sobre los núcleos de población más importantes, pero no llega a empeorar la calidad del cielo. Incluso sin mar de nubes como se apuede apreciar en la panorámica superior desde el Mirador de Los Andenes, podemos ver la Vía Láctea en su máximo esplendor. Pero no tenemos que ir sobre los 2.000 metros para poder disfrutar de una noche viendo las estrellas. Desde el mirador astronómico del Llano del Jable tenemos unas vistas impresionantes igualmente, a pesar de estar a 1.340 metros sobre el nivel del mar y con uno de los pueblos más habitados de la isla a pocos kilómetros.



En el extremo Sur de La Palma disfrutamos igualmente de un cielo limpio y sin una alta contaminación lumínica. Ejemplo de ello son las imagenes inferiores, donde se puede ver el último volcán activo de la isla: Teneguía (última erupción en 1971). A su lado, una toma vertical de la Vía Láctea a nivel del mar, desde la Playa de Echentive (Playa Nueva), a escasos kilómetros del faro de Fuencaliente.



Los paisajes y escenarios que nos regala la naturaleza cada noche son muchos más y nunca se repiten. Esto es solo una introducción a las mejores ubicaciones de la isla para este tipo de fotografía. Valoren siempre lo que tenemos en La Palma, aunque esté a millones de años luz.

Aquí no termina mi colección de fotos nocturnas, puedes consultarlas todas en mi portfolio.


Powered by SmugMug Log In